Y este silencio mío que me alejó de ti,
se hace más fuerte en mi interior
recordándome en cada amanecer
que duele amarte así.

Transformaré los silencios en armonía,
dulces... o amargas, con odio o pasión,
siempre con tu recuerdo imborrable
sin olvidarme de que nunca te olvidaré.

20 septiembre 2011

VII


Te pediría sólo una noche
bajo un manto estrellado,
rogaría que me hicieras tuya
para complacer así  mis deseos.

Pediría que se pararan las horas,
que no corriera el tiempo,
en mitad de un silencio,
sólo roto por gemidos.

Te pediría tu boca reposando en la mía,
diciendo mi nombre una y otra vez
exalando mi olor, inhalando tu olor,
desbordando mi pasión.

Pediría el éxtasis interminable
de pasión y fantasia
tus manos recorriendo mi cuerpo,
sintiendo mi fuego encender.

Te pediria que mis ojos se perdieran
en la oscuridad de esta noche
llenando nuestras almas
de sentimientos prohibidos.

Te pediria que me hicieras rozar la locura
con cada caricia tuya,
que me hicieras perder la cabeza
para llevarme al mundo del olvido.

Te pediria que te dejaras llevar,
viajar hasta el amanecer
sobreviviendo a la pasión,
sin miedos, ... sin disfraz.

Pero solo me atrevo a pedirte
que sigas siendo mi amigo.

3 comentarios:

  1. Me alegra leer esto ke leo, lo ke llevabas tiempo eskribiendo y no kompartias, se ke te hara bien, y se ke siempre te rekordare kon inmenso amor..
    Kike

    ResponderEliminar
  2. Ojalá Kike que mis escritos te lleguen tan adentro como lo hacen tus comentarios.
    Me alegro tenerte por aquí.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Preciosa entrada, un placer leerte.

    Besos.

    ResponderEliminar